Sillas apilables

El ahorro de espacio es una prioridad en gran cantidad de oficinas, restaurantes o incluso hogares. Una de las soluciones más frecuentes es el almacenaje de los asientos. Es aquí cuando las sillas apilables entran en juego. Colocando las sillas una encima de otra, el tamaño total de almacenamiento se reduce drásticamente. Las sillas apilables mantienen el gran diseño de siempre con una mayor funcionalidad añadida.

taburete alto contrachapado

Desde 272,00 € neto
329,12 € bruto

silla

Desde 290,00 € neto
350,90 € bruto

taburete alto

Desde 222,00 € neto
268,62 € bruto

silla en contrachapado con base de cuatro patas

Desde 192,00 € neto
232,32 € bruto

silla en contrachapado con reposacabezas con base de cuatro patas

Desde 278,00 € neto
336,38 € bruto

silla de conferencias

Desde 260,00 € neto
314,60 € bruto

silla con base de cuatro patas

Desde 154,00 € neto
186,34 € bruto

¿Qué son las sillas apilables?

Para poder apilarlas, la construcción de las sillas tienen que cumplir ciertos requisitos. La mayoría de ellos en relación a su base, la pieza que determinará si pueden apilarse o no. Es esencial que nada bloquee el espacio bajo el asiento: una silla tradicional de cuatro patas será fácilmente apilable, pero será imposible para una silla giratoria o de tipo trineo. De la misma manera, el asiento en sí tiene que ser recto, estable y relativamente fino. Los modelos sin reposabrazos, además, serán más fáciles de apilar. Es importante también elegir materiales resistentes y duraderos, como el plástico o el contrachapado. Las sillas apilables tapizadas, idealmente, tendrían que utilizar materiales resistentes a desgarros.

¿Cuáles son sus beneficios?

El principal beneficio es, obviamente, el ahorro de espacio mientras no están en uso. Al almacenarse apiladas, es muy fácil guardarlas, por lo que cabrán incluso en armarios pequeños. Además, al ser muy ligeras, no supone un problema moverlas de una estancia a otra, por lo que permiten cambios rápidos en la configuración.

¿Dónde usarlas?

Las sillas apilables son muy demandadas en espacios donde es necesario cambiar la configuración de los interiores, ya que permiten adaptar el entorno a distintos grupos de usuarios independientemente de su tamaño o las actividades planeadas. Son la elección perfecta para salas de formación o conferencias, así como para salas de lectura, auditorios o talleres.